Fútbol 1.0 – Euro League (Arcade 1992)

Retornamos esta sección donde 22 píxeles y un joystick grasiento originan el deporte virtual más hermoso del planeta. Hoy hacemos honor a un juego pirateado que superó ampliamente a su versión original. Tal vez el origen de tanta obsesión por mirar fútbol europeo.

Como Saviola, el conejo esta ahí sin hacer nada.
Como Saviola, el conejo esta al pedo.

Hay dos cosas en han llegado a los puertos argentinos y que, posteriormente, fueron la especialidad de la casa: el contrabando de productos piratas la droga y el fútbol. Por eso no es de extrañar que el recuerdo electronico de hoy esté dedicado a un videojuego de fútbol hackeado que no sólo permitió que los chicos descubrieran otros equipos en ese lugar lejano de donde venían nuestros abuelos llamado Europa sino también que pudieran ser Maradona virtualmente en un equipo que no fuera la Selección Argentina: hablamos del glorioso S.C. Nápoli de los años 80 y 90 por el cual muchos adultos se levantaban un domingo a las diez de la matina para ver las maravillas del Die’.

Cuando llegó a los salones, desde los más finos hasta los aguantaderos de droga, los gorditos y retacones hicieron de este juego su favorito. Generalmente ubicado o bien en la fila de cinco arcades en cada bar, restaurant o salón de fiestas de medio pelo. En las galerías grandes se lo colocaba en el fondo, donde solo los verdaderos enfermitos se acercan a jugar de parado y en medio del humo de cigarrillo digno de un bingo del conurbano bonaerense. Presentado en un gabinete genérico, pantalla culo de botella al estilo vieja tele Grundig y la clasica palanca con la bola roja y dos botones cuadrados tan duros y gastados que era muy comun tener la mano como garra por un buen tiempo después de jugarlo.

La identificación con ese sector de la población de consumidores de fichines alfajores y naranjus era absoluta, ya que los 22 jugadores del videojuego eran todos iguales: cabezones, piernas chiquitas y un abdomen promininte. Llevaban la pelota y la pateaban como nenes de dos años. Los goles apenas cruzaban la línea sin mover la red y cuando esto ocurría mueven sus brazitos dando vueltas en pequeños círculos, como si nunca hubieran metido un tanto en su vida.

El recorrido virtual del fútbol nos lleva al primer arcade que permitió jugar con clubes de Europa en lugar de las selecciones. En épocas donde recién surgía la Champions League con su histórico himno gregoriano y el malogrado romance de Quique Wolff con la caprichosa.

EURO LEAGUE (Arcade) (1992) originalmente TECMO WORLD CUP ’90

wc90
Todo el mundo recuerda con cariño el Tekhan World Cup como el mejor videojuego ochentoso de fútbol. La empresa creadora de esta joya cambió su nombre a Tecmo dedeelanioochentaisei. Su logo era un conejo que intentaba imitar a Bugs Bunny pero con un aspecto más P&C. Los jugadores de la Family sabrán reconocer a esta empresa como la creadora del mejor RPG del fútbol: Captain Tsubasa o Los Supercampeones. Sin embargo, desde las consolas de Arcade sacarían un nuevo video juego de fútbol en 1989 para recibir al Mundial de Italia ’90. Aquí es donde hace su presentación el Tecmo World Cup ’90.

La rapidez cenital de su predecesor fue reemplazada por una visión lateral más lenta y menos atlética. Casi como el traspaso del Mundial ’86 al ’90. Eso sí, la existenecia del mediocampo es totalmente nula, como si equipo de Almeyda se tratase. Los ganadores dejaron de usar drogas, por lo que solo quedaban los perdedores en los fichines que ni le daban bola al director del FBI. También aparecieron 8 selecciones reconocibles, en recuadros azules con las banderas y siluetas negras que se iluminaban al ser seleccionadas. Como siempre en los fulbitos electrónicos de la época, la vestimenta no encajaba con los uniformes oficiales: Japón con camiseta blanca y pantalones rojos, Estados Unidos con casaca azul y violeta a bastones, Inglaterra usurpando a Holanda, Alemania Federal en su versión ochentosa y muro mediante, la URSS parece que se había pasado al fascismo (?) con sus camisas negras, Argentina emulaba a Nacional de Montevideo mientras Italia debió confomarse con la camiseta suplente de los bolsos. Las versiones europeas agregaron a España y Francia en lugar de aquellos que aún no habían clasificado a los mundiales pero ponían la tarasca para que el software saliera a la luz.

Aunque usted no lo crea, las camisas negras no son de Italia.
Aunque usted no lo crea, las camisas negras no son de Italia.

Hasta aca parece uno de los tantos fichines de fútbol que esta sección viene describiendo. Hay un pequeño detalle que hace que este juego sea inolvidable y todo se lo debemos a piratas tanos. Allá por 1992 una empresa de dudosa reputación llamada Elite hizo un bootleg, para el analfabeto cibernético una segunda marca o una imitación ligeramente modificada de producto original, y la volvió legendaria. Algo así como la primera vez que uno escuchó un disco de los Redondos grabado en un TD40 usado y cirujeado actualmente en Parque Rivadavia. Esta versión putanesca (?) se basó exclusivamente en clubes europeos, con una vestimenta perfecta y acorde con la época. La sospecha de que fuera italiano es por la elección de los equipos por su cercanía geográfica. Los equipos ingleses brillaban por su ausencia por ese pequeño problema hace unos años en Heysel. Del Norte de la Italia rica aparecía el Milan de Sacchi y el Inter que no ganaba nada, el PSV Eindhoven campeón de 1988 (aunque también sospechemos que Phillips haya puesto sus morlacos en esto), el Bayern Munich finalista de 1987, de la liga española aparecen Real Madrid de la Quinta del Buitre, el Barcelona de Johan Cruyff campeón en el 92 y el Atlético de Madrid porque sobraba uno (?). Claro esta que en estas pampas este engendro habría pasado de largo si no hubiera participado el mítico Nápoli de Diego Armando Maradona. Le habían hecho la cama en Italia, estaba suspendido y visitando amigos en un departamento de Caballito, eramos pendejos y no teníamos idea por lo que esta era la única forma de hacerlo jugar y ganar campeonatos, a través de un videojuego de fútbol pirateado por napolitanos y financiado por La Camorra (?). Por lo que la gente se agolpaba para despuntar el vicio del deporte electrónico y gastarse la mesada en fichines a lo loco.

squadre-euro-league-tecmo-world-cup90
¿Champions o Mundial? Usted elige.

Una vez seleccionado nuestro equipo, la máquina empezaba una especie de TA-TE-TI hasta seleccionar tu rival. Son siete partidos hasta llegar a la final. Aquí es donde uno descubría si el dueño del lugar era garca o no porque podía programar la duración de los partidos. Normalmente uno elegía el que daba 2 minutos y evitabas al que sólo te dejaba 60 segundos por partido. Siempre se iniciaba con una foto de tus jugadores realizando diferentes acciones en el juego: parándola de primera, esperando la caida de la pelota, superando a un rival de un enganche o rematando al arco con un arquero lanzándose de forma espectacular. Lo primero que notamos es que no sólo las cabezas y los abdominales son desproporcionados sino también las áreas y los arcos que son enormes si uno toma la figura de los jugadores, a la Gabriel Mercado, sin cogote. Cuando uno empieza a jugar siente como si se tratase de los grosos con Luciano Acosta como capitán contra los hobbits guiados por Frodo. El arquero siempre usaba los colores invertidos en su buzo y una franja horizontal en el medio. El futbolista pixelado que lleva la pelota, o el señalado cuando el jugador no la posee, brilla como si estuviera radioactivo. Quien lo maneja tiene dos botones: uno para dar el pase exacto al compañero y otro para efectuar el disparo. Para los amantes de la vinolencia permite esas barridas que en la realidad dejaría a un montón de lesionados en el camino como ahora. El arbitro fue programado en el siga-siga lamolinesco por lo que hay que cuidarse de esta táctica constante de tus rivales.

Van el Diego, un albino y un milanés detrás de la pelota.
Van el Diego, un albino (?) y un milanés detrás de la pelota.

Atacando siempre en la misma dirección uno le hacia deplegaba el juego a la derecha. En los primeros partidos era fácil sentirse como Marado porque el jugador que controlábamos llevaba una pelota más grande y pesada que la cabeza de Duhalde haciendo sapito y no la perdía nunca la pelota a menos que los bajaran de un hachazo digno de un potrero cibernético. Esto se debe a que el rival siempre llegaba tarde para barrerse por lo que uno recorría toda la cancha esquivando rivales como conos y rematar desde un costado hacia un arquero que se tiraba en el medio o daba el rebote para el gol seguro. Otra opción para vulnerar el arco rival es el viejo centro hacia atrás, previa recorrida hacia el costado derecho de la cancha para la definición en el área del delantero que define de primera hacia el arco. Era glorioso mandarse una chilena desde casi la línea de gol. También funciona el viejo axioma: dos tres cabezazos en el área es gol ante el cansancio del arquero. El verdadero problema venía con las últimos tres partidos donde tu equipo cagonea de lo lindo debe batirse ante rivales que corren más incentivados mediante un sobre por quitarte el crédito para que alimentes el gabinetes de monedas ranuradas. Ninguno de los viejos trucos parece funcionar por lo que habrá que guardiolear de lo lindo: hay que pasrse la pelota con mucha más frecuencia para marear a los contrarios y allí llegar al gol ganador y meter el culo junto al bidón en el área. Es muy probable que la máquina adivine cada dos por tres tus movimientos por lo que no hay que ser obvio de atacar siempre por la misma punta. Para colmo de males a tu arquero se le da de diegorodriguearla o javigarcilearla. EL ordenador te hacía elegir el arquero en el momento final en lugar de un defensor. Generalmente quedaba mal parado y ahí se venía el gol en contra. Era en este momento donde el continue con the final countdown hasta 10 llegaba al infame GAME OVER una infinidad de veces. Muchas veces el partido terminaba a centímetros de la raya de gol y ahí daba para raimundiarla toda. Por supuesto, a menos que tengas la suerte de GELP, con la práctica le ibas encontrando la mano para poder llevarte la Copa Tecmo o bien su versión afanada europea.

Cosas que sólo ocurren en los videojuegos. Atlético de Madrid ganadole al Real.
Cosas que sólo ocurren en los videojuegos. Atlético de Madrid ganadole al Real.

Lo más lindo eran los festejos de gol. Solo faltaba el relato sin ganas de Mauro Viale para recrearlos. Todos salen corriendo con los brazos en alto para cualquier lado y dando vueltas sin parar como si fueran los jugadores de Ferro cuando quebraron la maldición de la bandera: no sabían para donde agarrar o como celebrarlo. El arquero se transformaba al islamismo ante su valla vencida: se arrodillaba y se agarraba la cabeza con ambas manos, lamentándose como si rezara hacia La Meca. En el sector inferior de su pantalla señora gamer (?) aparecían dos recuadros; a la izquierda una imagen detenida de un jugador muy parecido a la introducción de cada partido con el puño apretado gritando por Argentina (?). En la derecha el GOAL en plateado con fondo gris. El festejo final se daba en plena mitad de cancha. Las porristas en la tribuna formando un cartel indicando la victoria. En la línea lateral superior pasan los jugadores festejando, se paran ante la tribuna y empieza  a moverse para todos lados. De repente aparece una COPA GIGANTE (!), los papelitos de colores y ahí sí vuelven a darle a las corridas sin sentido. 

Anda a levantarla vos.
Ganá una TECMO CUP Messi (?).

Un muy lindo juego pero inferior al genial Tekhan. Sin embargo tuvo la novedad de piratearse para jugar con equipos europeos por primera vez en los fichines. Este escriba se había cansado de ganar con Argentina por lo que fue un enorme placer lograr que el Diego levante una copa con el Nápoli, o se le caiga encima de la cabeza como es este caso. Nada mal para ser jugadores muy parecidos a los muñequitos con grana verde que nuestras madres nos ofrecían en las tortas de cumpleaños infantiles.

Contra los que vengan, papá.
Contra los que vengan, papá.

JUGAR ONLINE

DESCARGAR ROM

 

TECMO WORLD CUP ’90 (JUEGO COMPLETO CON ARGENTINA)

EURO LEAGUE (JUEGO COMPLETO CON ATLÉTICO DE MADRID)

Anuncios