Transmitime que me gusta

Se acordó la televisación para el último tramo del torneo argentino y será la última vez que veremos los partidos por canales de aire. A partir de junio, Turner-Fox o ESPN,  se harán cargo de la transmisión por cable.fut

Telefé y Canal 13 serán los encargados de transmitir los partidos fuertes, es decir Boca y River, tal cual venía sucediendo el año pasado. Los 15 partidos de la primera división tendrán pantalla en vivo y en directo, los más importantes por TV abierta –así lo obliga el contrato vigente hasta agosto con Radio y Televisión Argentina (RTA)-. Por otra parte, el equipo de técnicos y periodistas que participaron el año pasado en las transmisiones ya renovaron sus contratos y tendrán trabajo hasta el final del torneo.

140 millones de pesos recibirá la AFA en conceptos de transmisión por estas 15 fechas, pero esa suma también forma parte de la recisión del contrato con el Fútbol Para Todos. Y los clubes se harán de 40 millones de pesos correspondientes al main sponsor Axion Energy.

De esta manera se abrirá una nueva licitación por los derechos audiovisuales entre, por ahora, Turner/Fox y ESPN –Clarín está afuera de la contienda-. De ganar, ambas empresas planean crear programas con contenido propio sobre los equipos de la primera división. Otra coincidencia sería en la no superposición de los partidos, por lo que se baraja la posibilidad de que la fecha comiencen los días jueves o se juegue un partido matutino. Sin embargo a partir de aquí se inician las diferencias.

ESPN, de obtener los derechos creará ESPN Argentina dentro de la grilla de programación de su proveedor de cable amigo (?) y en donde se podrán ver los partidos de menor envergadura –que gracias al coso de 30 equipos no son pocos (?)- incluso a partir del 3 de marzo. Luego, con la Superliga ya creada, se hará cargo de la transmisión entera del torneo sin cargo adicional hasta el 2019, pero el que quiera ver los partidos en HD pagará de más –y se enterará más tarde de los goles (?)-.

Turner/Fox crearía dos señales nuevas, una HD y otra sin calidad de alta definición, ambas por fuera del abono tradicional de cable y por el cual habría que pagar entre $150 y $200 –pero seguramente los primeros 6 meses están bonificados (?)- y se podría utilizar por múltiples plataformas (Smartphone, Tablet, PC, etc.)- Esto siempre y cuando se haga por intermedio del operador de cable amigo. Es decir que si no te interesa el servicio de cable –o ya estás colgado (?)- pero si el fútbol, lo podrían contratar pero pagando el doble.

Las sumas de dinero de las que se hablan son exorbitantes, sin embargo uno no tiene que ser adivino para pronosticar que la inyección de dinero en las arcas de la AFA y los clubes lejos de solucionar el problema alimentará a una bestia que cada año se vuelve más indomable.

Es por eso que el QQEG se mantiene alejado de la puja por los derechos (?) en tanto y en cuanto no existen organismos de control que garanticen el saneamiento de los clubes y la buena administración de los mismos. ¿Quién le va a garantizar a estas empresas que el año que viene los clubes no estén peor y esta cantinela se vuelva a repetir sobre el inicio de la segunda edición Superliga (?)-

Anuncios