A estos homofóbicos les tenemos que ganar (?)

El futuro llegó hace rato. Una hinchada de Brasil se propuso dejar de cantarle términos al arquero rival que sean hirientes para la comunidad LGTBI, y hay otras que pretenden copiar la iniciativa

Los vientos de cambio están llegando a Sao Paulo, y no es gripe, gordito. La torcida de Palmeiras se cansó del grito “bicha” al arquero en los saques de meta y está haciendo una campaña para erradicarlo por lo menos en el Allianz Parque.

Esta decisión está enmarcada en una especie de evolución (?) de los cánticos que la Mancha Verde pretende llevar adelante y ya fue puesta en práctica en los últimos 3 partidos de local -Vasco, Inter y Atlético Tucuman-.

Una de las principales motivaciones para esto fue que quien introdujo el grito en Brasil fue la torcida de su archirrival Corinthians, lo cual sería una forma de desmarcarse del timâo además de quedar bien ante la opinión pública al mismo tiempo.

Este tipo de gritos lo han popularizado las hinchadas chilenas, colombianas pero sobretodo las mexicanas, como una especie de agregado a la fiesta que no suma realmente en nada, porque no hay nervios en un saque desde el arco, una jugada prácticamente intrascendente. De hecho, la Femexfut fue multada por la FIFA debido a estos cánticos por parte de su parcialidad.

El verdâo ya sufrió alguna vez una multa por homofobia en 2012, cuando hinchas de su equipo hicieron un trapo para protestar por la llegada de Richarlyson -de quien siempre se rumoreó que jugaba para el otro equipo (sic)-.

Mas allá de la decisión inteligente de la torcida oficial, esto fue motivado por varios grupos de palmeirenses que luchan contra la discriminación. Se sabe que es imposible controlar todo un estadio y mas uno enorme como el Parque, pero si reprender a aquellos sectores que permanentemente sigan con la jodita.

En Brasil ya hubo un antecedente similar, por parte de la torcida de Paysandu, conocida como Banda Alma Celeste, que publicó el año pasado un manifiesto en su web, invitando a no cantar mas “Leao es gay”, un cántico contra la mascota de Remo, su rival de toda la vida, como respuesta a “tudo viado que e eu conheço é bicolor”, el cantito de los remistas.

Anuncios