Los mejores partidos que nunca sucedieron

La posibilidad, finalmente trunca, de que Independiente y Racing se crucen en las semifinales de esta Copa Sudamericana lleva a quien esto escribe a revisar algunos casos de grandes enfrentamientos que pudieron haberse dado y finalmente nunca sucedieron, generalmente por defección a.k.a. pecheada de uno de los contrincantes en la ronda previa. Elijamos algunos ejemplos en Mundiales del Fútbol, como para estar todos de acuerdo (?), e imaginemos cómo hubieran resultado.

Por Alejandro Macri

Brasil vs. Argentina, Semifinal del Mundial 1998

Nivel de Morbo: 8/10.  ¿El clásico sudamericano en semejante instancia? Dame. ¿Ocho años después del increíble 1-0 de Turín? Mejor. ¿Con varios partidos infartantes por Copa América en el medio? Por favor.

¿A cuánto estuvo de suceder? A un tiro de Batistuta en el palo en la derrota 2-1 ante Holanda, por poner el momento más claro.

¿Cuál hubiera sido el resultado? Hubiera ganado Brasil, seamos honestos. La verdeamarelha por 3-1, ponele. Argentina tenía a Ortega en gran nivel (si uno supone que no hubiera hecho lo que hizo en caso de estar ganando), pero estamos hablando de Ronaldo.

Uruguay vs. Brasil, Semifinal del Mundial 2010

Nivel de Morbo8/10. Siempre está el recuerdo del Maracanazo cuando se enfrentan estos dos, pero esta vez se trataba del primer seleccionado uruguayo auténticamente competitivo en décadas.

¿A cuánto estuvo de suceder? A un par de moquinhos (?) de la hasta entonces muy confiable defensa canarinha en el 1-2 ante Holanda.

¿Cuál hubiera sido el resultado? Muy difícil de predecir, pero probablemente Uruguay hubiese salido adelante gracias al auténtico estado de gracia de Diego Forlán pre Zaira Nara (?), y de manera épica-dramática como todo lo que hicieron y sufrieron en Sudáfrica.

Alemania vs. Holanda, Final del Mundial 2014

Nivel de Morbo: 9/10. Vecinos y grandes rivales. Cuentas pendientes por 40 años entre ellos. Holanda tratando de vengar no sólo las derrotas finalistas de los 70, sino de Sudáfrica 2010. El talentosísimo aunque ligeramente fresco equipo germano ante la híper pragmática y bidonista Naranja de Robben y Van Gaal.

¿A cuánto estuvo de suceder? A un par de penales holandeses, un ano abierto en tiempo de descuento (?) y una conversión en héroe.

¿Cuál hubiera sido el resultado? Viendo las similitudes entre esa Holanda y su vencedor albiceleste en las semis, probablemente podríamos decir que Alemania hubiera ganado 1-0, tal como sucedió en la final verdadera.

Brasil vs. Argentina, Final del Mundial 2014

Nivel de Morbo: 10/10. Los dos grandes rivales sudamericanos. El fantasma de un nuevo Maracanazo para los locales. La tensión y probables desmanes en las tribunas. Argentinos preguntando qué se siente. La posible consagración de Messi. La previa perfecta.

¿A cuánto estuvo de suceder? A siete goles nomás.

¿Cuál hubiera sido el resultado? Sin Neymar, lesionado desde los cuartos de final, Brasil claramente no hubiera sido favorito. Aún un equipo argentino diezmado por problemas físicos tenía todo para superarlos en lo táctico-estatégico y lo anímico. Digamos que Argentina 2-0.

Argentina vs. Inglaterra, Final del Mundial 1990

Nivel de Morbo: 11/10 (?). Ocho años después de la guerra de Malvinas, cuatro años después de EL partido, los mismos equipos y muchos de los mismos jugadores se hubieran visto las caras en el partido más tenso de la historia.

¿A cuánto estuvo de suceder? A un par de penales en la definición de la semifinal entre ingleses y alemanes. Parece poco, pero son penales y Alemania (?). O a un gol anulado por un finísimo offside a David Platt en el segundo suplementario. O a un tiro de Waddle en el poste en el primero. Estuvo MUY cerca de suceder, por si no queda claro.

¿Cuál hubiera sido el resultado? En principio esa Inglaterra era claramente el mejor equipo de los dos; pero esa Argentina venía de jugar su mejor partido ante Italia y venía curtida en mil batallas. Las ausencias de Caniggia, Olarticoechea, Giusti, Batista y Gascoigne por suspensión seguramente hubieran sido determinantes; probablemente un 1-0 horrible en contra de la albiceleste, parecido a la final verdadera.

¿Qué otros casos, sean en el torneo que sean, se les ocurren? ¿Cómo los evaluarían y cómo hubieran transcurrido?

Anuncios