Este pase cueste lo que cueste

Aunque el recuerdo de la selección francesa levantando la copa del mundo este más que fresco, como todo show el fútbol debe continuar y en esta época del año son los dirigentes los que transpiran la camiseta en busca de potenciar sus equipos de cara a la próxima temporada.

Como siempre pasa en cada mercado de pases en España, toda la atención se la lleva un Real Madrid que tuvo dos bajas muy importantes: la primera fue la de Zinedine Zidane, que renunció a la dirección técnica de la Casa Blanca después de obtener por tercera ocasión consecutiva la Liga de Campeones. El elegido para reemplazar al exitoso DT francés es Julen Lopetegui, después de una polémica negociación “a escondidas” de la RFEF que le costó su cargo como director técnico de la selección española. La otra gran baja fue la de ni más ni menos que Cristiano Ronaldo. Pero eso es algo de lo que vamos a hablar máss adelante.

Hasta ahora son tres las incorporaciones del equipo Merengue: el lateral Alvaro Odriozola, que llega de la Real Sociedad, el por ahora desconocido arquero Andriy Lunin, y el jovencísimo Vinicius Junior, que llega con la etiqueta (y la presión) de ser un futuro crack mundial. Pero seguramente esto no termine así y el Real Madrid termine contratando un jugador con la jerarquía suficiente como para reemplazar a CR7, dinero tienen para hacerlo (?)

En comparación, el Barcelona tuvo un mercado mucho más tranquilo que su rival, y por ahora “solo” se reforzó con el central Clement Lenglet que viene del Sevilla, el volante brasileño Arthur, campeón de América con el Gremio, y su compatriota Malcom, que a último momento se bajo del avión que lo trasladaba de Burdeos a Roma por una oferta del club Culé que no dudo en aceptar. En cuanto a las partidas, destacan la del histórico Andres Iniesta, que se fue a la tierra de Godzilla a dar sus últimos pasos como futbolista y Paulinho, que después de un año en el que rindió mas de lo que muchos esperaban volvió a préstamo al Guangzhou Evergrande chino.

Con la esperanza de dar pelea a los dos gigantes de España, el Atlético Madrid del Cholo Simeone apuesta por rejuvenecer su plantel después de las salidas de dos históricos como Gabi y Fernando Torres, reforzándose con tres jóvenes con muchas condiciones: el francés Thomas Lemar (que fue la compra más cara de la historia del Aleti al pagarle más de 70 millones de euros al Mónaco), el extremo portugués Gelson Martins que llega gratis después de quedar libre de un Sporting de Lisboa en el que se fue hasta el portero, y el joven volante Rodri, que después de una gran temporada en el Villarreal vuelve al club en el que se formó. También llegó el experimentado arquero Antonio Adan, que viene a cubrir la vacante que deja el argentino Axel Werner, que pasó a préstamo al recién ascendido Huesca en busca de continuidad.

En otros movimientos destacados de esa liga, el Valencia incorporó a la base del equipo que tuvo una gran campaña de la mano de Marcelino a Uros Cosic, Mouctar Diakhaby, Daniel Wass y Cristiano Piccini. El Sevilla apostó por darle el buzo de DT a Pablo Machin, procedente del Girona y se reforzó con el arquero Tomas Vaclik y los ex Barca Sergi Gomez y Aleix Vidal. El Villarreal hizo lo propio con Ramiro Funes Mori, el goleador Karl Toko Ekambi, el mexicano Miguel Layun y las vueltas de Alfonso Pedraza, Gerard Moreno Santi Cazorla, que quiere volver a las canchas después de sufrir una serie de desafortunadas lesiones que pudieron costarle algo más que su carrera deportiva.

Quizás sea por la ausencia de Italia en la ultima copa del mundo, o las ganas de volver a ser aquella gran liga de los años 80 y 90, pero los equipos italianos tuvieron un protagonismo en este mercado de pases como hacía tiempo que no pasaba. Y aunque fueron muchas las contrataciones de renombre, la que se lleva todos los flashes fue la llegada de Cristiano Ronaldo a la Juventus, que después de ganar 14 títulos (entre ellos 4 Champions League), y marcar 451 goles en 438 partidos en 9 años con la camiseta de Real Madrid asume el desafió de ayudar a la Vecchia Signora a volver a conquistar Europa, tal vez su gran asignatura pendiente en estos últimos años de dominio absoluto a nivel local. Junto a el llegaron los polivalentes Emre Can y Joao Cancelo, el joven delantero Andrea Favilli y el arquero Mattia Perin, que tiene la dificilísima tarea de ser el sucesor del gran Gianluigi Buffon.

Los rivales más próximos de la Juve también se movieron bastante con la esperanza de interrumpir su racha de 8 títulos consecutivos. El Napoli contrato a los arqueros Alex Meret y Orestis Karnezis, ambos provenientes del Udinese, el volante Fabian Ruiz, y el extremo Simone Verdi, pero la mayor novedad pasa por la llegada al banco de suplentes de Carlo Ancelotti, que llamativamente vuelve a Italia y no al Milan con el que esta tan identificado. Un Milan que en medio de inconvenientes financieros que casi le cuestan la posibilidad de disputar copas europeas, y de un cambio de dueños (ahora el club le pertenece al fondo Elliott, cuyo titular del grupo de cobertura es el tristemente célebre Paul Singer) por el momento apenas incorporó al eterno Pepe Reina y los croatas Ivan Strinic y Alen Halilovic, este último llega con la esperanza de poder demostrar lo mucho que prometía cuando llegó al Barcelona.

En la vereda de enfrente, el Inter que vuelve después de 7 años a la Liga de Campeones decidió apostar fuerte por jugadores con mucha experiencia en la Serie A como Radja NainggolanStefan de Vrij, Kwadwo Asamoah Matteo Politano. La única excepción a la regla fue la llegada de Lautaro Martinez, una de las mejores apariciones del fútbol argentino en los últimos años. En cuanto a la Roma, si bien tuvo un golpe muy duro con el pase frustrado, incorporó muchos nombres en cantidad y variedad como Ivan Marcano, Ante Coric, Bryan Cristante, Justin Kluivert, los arqueros Antonio Mirante, Daniel FuzatoRobin Olsen, los ex interistas Davide Santon y Nicolo Zaniolo (que llegaron como parte de pago del pase de Nainggolan al Inter), Javier Pastore y William Bianda.

En Inglaterra ni la gran actuación de su selección en el último Mundial ni los títulos logrados en campeonatos juveniles impiden que los clubes de la Premier inviertan cada vez más en contrataciones. Por el momento el Manchester City solamente incorporó a Riyad Mahrez, un jugador al que Pep Guardiola llevaba mucho tiempo tras sus pasos y al fin va a darse el gusto de poder dirigir. Su clásico rival, el Manchester United, tomó un riesgo importante al invertir casi 80 millones en dos jugadores con poca experiencia en el primer nivel como Diogo Dalot y Fred, provenientes del Porto y el Shakthar Donetsk respectivamente. A ellos también sumaron al experimentado arquero Lee Grant, que llega procedente del descendido Stoke City para cubrir la baja por lesión de Sergio Romero.

La próxima temporada va a ser muy extraña para el Arsenal, ya que por primera vez en 22 años no van a contar con Arsene Wenger en el banco de suplentes. En su lugar estará el español Unai Emery, y con el también llegaron Stephan Lichtsteiner, Sokratis Papastathopoulos, Bernd Leno, Matteo Guendouzi y el uruguayo Lucas Torreira para intentar devolver al equipo Gunner a los primeros puestos de los que se fue alejando cada vez mas en últimos tiempos. Otro equipo que quiere volver a ser protagonista es el Chelsea, que reemplazó al director técnico italiano Antonio Conte con su compatriota Maurizio Sarri, que se trajo desde Napoli al volante Jorginho, una de los dos incorporaciones de los Blues junto a la del veterano arquero Robert Green. Quien si viene de tener una gran temporada (aunque la haya terminado con las vitrinas vacías) fue el Liverpool de Jurgen Klopp. Y para demostrar que van por todo, hicieron una fuerte inversión de casi 200 millones de euros en nombres de peso como Naby Keita, Fabinho, Xherdan Shaqiri y Allison.

En el resto de Europa viene todo tranquilo (?), algunos de los movimientos más destacados fueron las llegadas del volante alemán Leon Goretzka al Bayern Munich, que también gasto 11 millones de euros en un prometedor joven canadiense de 16 años llamado Alphonso Davies. Un Paris Saint-Germain que esta mas preocupado en vender jugadores para que sus números cierren de cara al Fair Play Financiero por el momento apenas sumó a un tal Gianluigi Buffon, que eligió al equipo de la capital francesa para despedirse del fútbol. También es muy remarcable lo del Mónaco, que se llevo al talentoso Alexander Golovin, uno de los jugadores más codiciados en Europa después del gran Mundial que tuvo con la selección de Rusia.

Anuncios